FUERZA VITAL

PEACEFUL WARRIOR (Victor Salva, 2006)

Posted in Comentarios de pelis by fuerzavital on octubre 11, 2011

—-Jorge Núñez—-

Me encuentro de frente, en choque, con la estética juvenil de gimnasio. Un chaval que hace anillas y potro con anillas, y todo perfecto, se le va la olla por el olor a gasolina y disolvente de una pequeña estación de servicio regentada por un personaje interpretado por Nick Nolte. Una especie de “Karate Kid” pasado por el exploit “Karate Kimura” en el que Nolte rebasa los límites de la charlataneria barata, filosofía basura y frases lapidarias que perturban al pobre chico gimnasta. ¡Basta ya! La verdad es que el director Victor Salva lo retrata todo con mucha emoción, buena mano, cámaras lentas kitsch, himno americano, cereales de fibra y todo ese ambiente universitario de California. Esa sensación de comerse el mundo traido a presencia mediante la apuesta audiovisual del director de “Jeepers Creepers” y “Powder: Pura energía”. Una especia de saltos espaciales entre sueños, deseos, metáforas y rollo new age que casi llega al espíritu “High School Musical”.

La insistencia en el plano cenital es cautivadora. Una demostración de buena técnica ante Hollywood, conseguir un drama emotivo mediante efectismos radiantes… Todo como mezcla de Gregg Araki en la mentalidad y una especie de Kevin Costner en “Campo de sueños”, rollo Ron Howard, evolución adolescente frente a los consejos sabiondos. Una plasticidad que se rompe en mil añicos o igual no. Es plástico resistente, es PVC del de mejor no chupar porque es tóxico. Son esas partículas que se quedan en el cuerpo para toda la vida, se amontonan como un obelisco al amanecer (una metáfora que no tiene sentido pero sale muchas veces en la película).

El viento que mece suavemente el pelo, las esperanzas que se desvanecen, música melodramática y frases hechas que conforman un hiper-cine soso y adolescente basado en una novela basada en hechos reales. Historia de auto-superación pero no es la de “127 horas”. Alguien debería hacer un estudio de la incidencia manipuladora de la música deportiva mientras un joven se recupera de su lesión en la pierna para llegar a un campeonato a tope.

Remate final: Es la noche la que ha estado desde el principio. La noche de película, con esa neblina, con las luces desenfocadas y con esas dos personas conociéndose, aprendiendo unas reglas de vida, una pretenciosidad filosófica tan vacía como útil y superficial.

—-Jorge Núñez—-

Una respuesta

Subscribe to comments with RSS.

  1. unai said, on octubre 11, 2011 at 10:09 am

    Mi profesor de trompeta siempre me recomienda esta peli, pero sobre todo el libro… ya va siendo hora de que la vea.

    El guerrero pacífico.

    Ayer mismo salio el tema a cuenta de la necesidad de tener la cabeza fría y saber que hay momentos en los que no hay que pensar, porque si piensas fallas. Cosas del directo… con la trompeta y con las anillas la hostia que te puedes pegar si vas analizándolo todo es de campeonato.

    Pero mejor no pensar en eso.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: