FUERZA VITAL

ORPHAN (Jaume Collet-Serra, 2009)

Posted in Comentarios de pelis by fuerzavital on marzo 5, 2012

—-Saskia González Volgers—- 

Para captar la esencia de un filme debemos ponernos en la piel de un espectador subjetivo que acude a la gran pantalla para experimentar nuevas sensaciones, emociones que no habíamos vivido antes.
Convertirse en un crítico de cine desde el primer momento de la película provoca que perdamos esa magia que nos evoca cada escena, cada paisaje, cada conversación especial y única. Por ello, he querido convertirme en dos personas al mismo tiempo: una cara mostrará la parte sentimental y psicológica que transmite la película y la otra “juzgará” los aspectos técnicos y realizará una fuerte comparativa entre Orphan y The Good Son.
El director Jaume Collet nos sumerge en un mundo gélido que contrasta, al principio de la película, con el calor humano de los personajes, que, paulatinamente va desapareciendo, hasta transformarse en una nube de terror psicológico tan cautivador que nos deja sin respiración.
Un flashback angustioso describe una pesadilla impregnada de sangre en la que la madre pierde a su bebé en el parto. Éste es el motivo principal de la trama, la razón por la cual se desarrollan todos los hechos.

El deseo de la hija pequeña, Maxi, de tener una hermana, conduce a que los padres adopten a Esther, una niña de 9 años, aparentemente dulce y modélica por sus dotes artísticas y su vocabulario inexplicablemente desarrollado para su edad.
La nueva “inquilina” de la familia crea un vínculo de amistad simulado con su “hermana” con el objetivo de que la familia se destruya por sí misma sin que ella se vea involucrada.
La devoción y fidelidad a ciegas del padre hacia la huérfana, choca con la incredulidad y mal auspicio que llenan la mente de la madre, quien percibe con claridad sus intenciones de destrucción.
El amor, las sonrisas e ilusiones que desprenden al inicio los actores, emana en terror, llantos, desdichas, y en un clima caótico vestido de aparente bondad e inocencia.
El engaño es el “leit motiv” del argumento: la conversión de una joven de 33 años ingresada en un hospital mental, en una de 9 años recluida en un orfanato que pretende absorber el cariño de los padres de familia hasta conseguir “atraparles” y seducirles hasta la saciedad.

La película cabe fragmentarse en dos partes:

En la primera, el entorno que rodea a Esther es tierno, teñido de tonos rosáceos, claros y brillantes: el color de sus vestidos, la decoración infantil de la habitación y los cuadros que ella dibuja.
La perspectiva aérea de las calles nevadas asemeja un juego de dominó fácil de manejar y el bosque un camino sencillo por donde atravesar.

En la segunda parte, el frasco de alegría y ternura, se diluye en un charco de soledad y fondos oscuros: el verde de su camisa cuando descubre sus cicatrices ocultas bajo sus brazaletes, la sangre extendida por la nieve y sus pinturas ocultas bajo el manto de una luz de neón.

Por último, centrándonos en la comparativa entre Orphan (2009) y The Good Son (1993), mencionar que existe un paralelismo tan fiel como el que se mira al espejo por las mañanas:
Esther (Isabelle Fuhrman) es una niña con un rostro aparentemente angelical, que poco a poco va mostrando su lado oculto, asesinando a voluntad a la gente que la circunda. Maxi, su hermana no carnal, algo patosa y fácil de persuadir, sigue su juego hasta que descubre la verdad.
Henry (Macauly Culkin) es un niño modélico que intenta que sus padres estén orgullosos de él, hasta que, conforme pasa el tiempo, su carácter se va transformando en el demonio que lleva dentro. Se trata de una persona diabólica sin sentimientos, que, al igual que Esther, sería capaz de asesinar a cualquier miembro de su familia con tal de conseguir su propósito. Ambos, casualmente, de piel pálida y tersa, rondan la misma edad y poseen lazos familiares.
La escena del lago de hielo y de la casa de madera del árbol se ven doblemente repetidas, y, la frase: Esther: “Mami”, Madre: “Yo no soy tu madre”, recuerda al diálogo de The Ring 2 en la que Samara suplica ayuda a su madre y ésta la responde con “Yo no soy tu maldita madre”.

2 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Ana María said, on marzo 10, 2012 at 1:05 pm

    La persona que ha publicado esta crítica ha conseguido que me ensimismara en la película, por eso les doy mis felicitaciones

    • Saskia González said, on marzo 18, 2012 at 1:39 am

      Muchisimas gracias por haber leído la crítica. ¿Cómo has conocido la revista?


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: